Google+ Agapornix esquizofrenico

Metricool

Saturday, April 21, 2018

La Historia Interminable. Un análisis.


Cuando no sepas que hacer con tu televisión y no tengas mucho dinero para comprar títulos punteros. Vuelve a los 80. No lo dudes. Tira de clásicos. De clásico familiares. Como eran casi todas las pelis de esa década. 

Esta semana Canal Trece hace un recorrido por títulos encumbrados de esta época: La joya del Nilo, Tras el corazón verde, LADY HALCÓN. Lo mejor para un fin de semana de tiempo incierto y cuenta corriente en números rojos. 

Pero nos ocupamos del titulo que encabeza esta entrada: La historia interminable.


Estrenada en 1984, uno de los mejores años cinematográficos de la historia, junto al 86. No sabemos muy bien por qué. Es una coproducción Alemana y Americana. Así a lo loco. Bien es cierto que se inventan la mitad del libro, de hecho solo recoge la primera parte del libro. tanto es así que Michael Ende, el escritor y creador dijo: "Pero qué mierda es esta?. Quiten mi nombre de los créditos, que me vuelvo loco y prendo fuego al dragón." Más o menos. Igual no fue así. Pero lo pensaría. 

Total, que hoy la he visto. Hacía mucho tiempo que no lo hacía. Y me parece igual de sublime que cuando lo veía de niño, en mi VHS. Aquí mis cosas más favoritas: 

- Los animatronics. Antes de que los CGI y las cosas por ordenador se hicieran omnipresentes en todas las pelis, vengan a cuento o no, los animales fantásticos eran robots. Si, robots animados. Y reales. Se podían tocar. Compartían plano real con el protagonista. Y se movían de una forma extraña. Pues como un robot. A saltitos. Con parpadeos perturbadores. Y como con todo a la vez. Orejas, manos, cola, patas con pequeñas convulsiones mientras hablaban. Moviendo la boca, claro. Maravilloso. Incluso en Jurassic Park hubo animatrones. Fue de las ultimas y primera en mezclar. Y a día de hoy es la que mejor lo ha hecho.


- Bastián Bux escondido en el colegio. SOLO. ¿Y su padre? ¿Y el bedel? ¿Cuantas horas pasa en esa habitación? ¿Nadie lo busca? Algo no cuadra. 



- La muerte de Ártax. Dicen los expertos que es una de las muertes más tristes de la historia de cine. Sobre todo el cine infantil. Mas que la sobrevalorada muerte de la madre de Bambi. Nunca me pareció nada triste. Ni se ve, ni se le da bola. "Tu madre no vendrá nunca más" Y tira pal bosque. En cambio, aquí el pobre Atreyu ve como su caballo, su amigo, su hermano (que en el libro puede hablar) se va hundiendo en el pantano de la tristeza y no puede hacer nada. Y, ala, solo unas burbujitas y venga de llorar. Hombre, por favor. 


- Vetusta Morla. En verdad no ayuda para nada porque está hasta el papo de vivir. #sendganasdevivir


- El caracol de carreras. Siempre fue mi favorito. No tiene peso alguno en la historia. Pero es así. 

Sep. Soy el Humpa Lumpa de la Fábrica de Charlie. ;)

- El caballero de aspecto aguerrido
al que el oráculo del sur fríe sin contemplaciones. Si corazón no era puro. La pureza de corazón siempre fue muy importante en los 80. 


- El nombre de la emperatriz. Vamos a ver.... a ver... nunca he sabido cuál es el nombre en inglés, pero en español.... Majo. ¿Que locura es esa? ¿De dónde saco su madre la inspiración para semejante cosa? En fin. SPOILER ALERT. A la emperatriz le gusta. Aunque, en verdá, no le dice nada cuando se le aparece entre las tinieblas del trastero ese. Que, también te digo, salvar como a un universo entero por cambiarle el nombre... yo nunca lo vi así como con mucho fundamento... Pero oye, eran los 80. 


- El trastero... he visto puestos del rastro con menos cosas. Cabezas de lobo. Mantas. Escaleras. Material deportivo. Lo que parece una rueca. El arca perdida y la carabela de cristal.

¿Es un cráneo lo que se ve al fondo?

- El croma. Abuso y reabuso del croma. En toda la peli. Sin excepción. No importa. Es una de las mejores películas que se hayan rodado nunca. 


- La Nada, en verdá se llama G'Mork. Mi hermana pequeña creo que nunca ha visto la peli por su culpa. Siempre ha tenido aprensión por los perros pero después de ver a la nada... nunca puedo acercarse a uno, ni al VHS que contenía la peli. 

Si, Soy un títere, ¿y? Doy un miedo que flipas, ¿que no?

-El Auryn. Como nombre. Como Joya. Como objeto inservible durante toda la peli porque nunca hace nada. Solo brillar cuando se cae al mar... En verdá, en el libro (que como hemos adivinado es bastante más complejo) representa o sirve como portal que une Fantasía y la Realidad. 



- La emperatriz infantil diciendo a Atreyu que en verdá ella sabía un poco todo lo que había que hacer para salvar Fantasía. Y claro, Atreyu se pilla un rebote fino, en plan: A ver, cabrona, s'a muerto mi caballo, por poco me muero en el lodazal aquel, por poco me frien las esfingen tetonas y me mata un lobo extremo. Dime que es mentira... Y ya, pues viene el momento Expediente X y universos paralelos del niño que lee el libro y bla bla bla. Mención aparte merece la cama. O trono o lo que sea eso. Un poco Marina D'Or, un poco ruso, yesería stravaganza. 



En resumen: 

Fantasía, nostalgia, aventuras, moraleja y aprendizaje a ritmo de temazo pop. 






Wednesday, March 14, 2018

Valencia en Fallas

Valencia es el futuro. El futuro era Valencia. Además del filtro de Instagram, Valencia es una tierra fértil. Una tierra que no entiende de estaciones, que siempre hace 19 grados, no como Canarias que van de tropicales y te asalta el monzón en cero coma. En eso, si son trópico. Pero Valencia no. Valencia es estable. Perla del Mediterráneo. Crisol de Culturas. Donde todo es posible y donde acontecen los sucesos más escabrosos, fascinantes y maravillosos.  

Por ejemplo, su política. Consideraciones morales aparte que nadie duda de lo grave y condenable de todo. Pero analiza. ¿No es una fantasía que una concejala de Alicante, donde lo valenciano alcanza cotas épica, encuentre un micro en su despacho? Pero no un micro en plan pequeño. En plan CSI, no no no, un micro del tamaño de un fartón. Y, que ademas, no se acciona por control remoto, no, hay que darle manualmente a grabar... A mi, eso, me produce ternura y admiración. Y marca españa y todo. ¿Por qué hacerlo bien.. si lo puedes hacer vistoso?

Como veis soy fan de esa tierra. Quizás porque no he vivido allí. Cuando uno vive en los sitios, te das cuenta que no es oro todo lo que reluce, aunque en el caso valenciano... si reluce,¿qué más da?
Pues claro que sí. Ganas de vivir a tope. El Miami Español, todo el mundo tiene ganas de vivir. Vive al limite y lo contagia. Pero, no es la alegría de vivir del sur, que es un poco Corea del Norte en las celebraciones. Tienes que ser siempre feliz... por obligación un poco. No puedes ser andaluz y no tener acento, no contar chistes, tocar la guitarra, ir a la feria y hacer gracia todo el rato. No se puede. No te dejan. 

En cambio en Valencia, su alegría es... como de verdad. Una alegría mezcla castellana, que es la alegría seca y la andaluza que es estridente. Mola. Me gusta. Me siento cómodo. Incluso, en su gran fiesta. En esa orgía de ruido. De gentío. De fritanga. De charanga y de oropel: Las Fallas, la millor festa del tot el mond.

Y, como no me voy a hacer un Hemingway hablando de las bondades de la fiesta, me voy a centrar en su parte musical. Que me gusta más. Canciones que tiene a las fallas como protagonista. Por ejemplo: 

Amor Fallero de Cristinita Percances. Pues Cristinita Percances, sería una mezcla total entre la Rubita del Cabanyal, Soy una pringada y la Terremoto de Alcorcón. Forjada en los convulsos 90´s valencianos, fue actriz y artista 360 durante años. Saltó a la fama por este temazo en que comienza con : "Te conocí la noche de la plantá, contigo vi mi primera mascletá". Creo que no hay nada más que añadir.


Noche de Fallas de El Titi. Rafael Conde, aunque nacido en Málaga se ganó un nombre y un prestigio en Valencia, ciudad que lo acogió cuando contaba solo con 19 años. El tema que nos ocupa junto a Líberate, sin duda todo un himno (o al menos debería serlo) LGTBIOHYTFDR. Fueron dos de sus grandes éxitos. Bien de garra, bien de pluma y bien de copla. Una mezcla ideal para triunfar en esa ciudad donde el coqueteo con el travestismo siempre ha estado muy presente.


Valencia en Fallas de Vicente Ramirez. Toda una institución en su tierra, no solo por ser el fundador de la Asociación de Empresarios de Salas de Fiesta, Bailes y Discotecas, que eso ya es un tema en sí, sino porque fue todo un activista en la defensa y promoción de la cultura festiva de su comunidad. Creador de este himno casi oficial de las fiestas josefinas. Si cuando vas a las fallas, no lo oyes, has ido a las fiestas equivocadas.


El Fallero de Francisco. Valencia ha sido cuna de grandes voces de la canción ligera: Nino Bravo, Camilo Sesto, Juan Bau, Revólver.... y Francisco. Mezcla de Julio Iglesias y Bertín Osborne... Ha cantado como nadie el himno de su tierra, un himno discreto y sin florituras ni bandas imperiales. Y también, otras canciones más intimistas como El fallero: "Xiqueta meua que del carrer eres l'ama, per culpa teua tinc el cor encés en flama" Y punto. 


La manta al coll, popular alicantina. Por último, la canción de borrachera. El Asturias de toda fiesta, aquí tienen una propia porque Valencia es la millor terra de tot el mond.




VISCA!




Sunday, March 11, 2018

Rutilante estrella


Vaya semananita. Tanto es así que el domingo me lo pasé, casi todo el día, viendo pelis de cine negro. Síp, así es la vida del bloggero. Viviendo al limite. Porque, además, estuve en una amistad jugando al Zelda. Sip. Ahora también gamer. En su Nintendo Switch. Un tema muy importante y entretenido. La verdad, es que entiendes perfectamente porque hay gente que no sale de su casa jugando a los videojuegos... son super adictivos. Quizás no dure mucho pero el tiempo que dura... buff. Como las relaciones o las drogas blandas o un libro de un influencer.

La cosa es que mientras las veía, las pelis, no el videojuego, pensaba todo el rato en el starsystem de la época dorada de Hollywood. Como había más estrellas que películas. Que se liaban un poco entre ellas, se trataban fatal, se puteaban en cada escena que les tocaba juntos pero nunca jamás te dabas cuenta porque eran, ante toco, como la Pantoja, ante todo, soy profesional.

Pues bien, hoy he querido hacer una relación de las grandes (algunas) estrellas rutilantes de la pantalla y sus mejores películas, bueno, quizás, no lo se, no sean las mejores pero creo que sí las que las lanzaron a ese universo de la gran estrella. 

Comenzamos:

Lauren Bacall en Tener y no tener. Cuenta la leyenda que tras esta escena, Humphrey, que debía ser rarito extremo, se enamora perdidamente de ella. Y no me extraña. Se rumorea que cuando se casaron, porque se casaron, él le regalo como regalo de bodas un silbato de oro. El amor de Hollywood es otro tipo de amor.



Por lo visto, Humphrey sabía sonreír.  


Rita Hayworth en Gilda. Es inevitable. Es su mejor peli. La que la encumbró al Olimpo de las mujeres fatalas, de las sexy goddesses, de la mujer perfecta. La mejor entrada ever. Ese pelo. Ese pelo que debía tener tanta laca como la de una alcadesa valenciana. Glenn y Rita se hacen intimas aquí. No se les conoce flirteo. De hecho, cuando ella pierde la cabeza a las cuarenta y pocos años por el Alhzeimer (idiomas, querida) y toda la prensa la vilipendia, Glenn la defiende sin parar. Los hombres se van a dormir con Gilda pero se despiertan con Margarita Carmen Cansino. Nunca pudo superar el peso de su personaje.





Marilyn en La Tentación vive arriba. Mucho se ha hablado ya de Marilyn. Otra de los juguetes rotos del starsystem internacional. Ella solo quería que la quisieran pero era demasiado bella, demasiado exuberante, demasiado rubia, demasiado buena. No supo hacerlo o sí. Eso nunca lo sabremos. En La tentación vive arriba, tiene su escena más famosísisima. Quizás no es su mejor peli pero, ay!





Joan Fontaine en Rebeca. Obviando el fanatismo que me produce la enemistad, que duró 38 años su hermana, la famosa Señorita Melania o Miss Melly para los puristas, es solo la punta del iceberg de la maravilla que me produce su vida. Como, por ejemplo, que su última residencia de Carmel-by-the-sea, ciudad de California, where else? y de la que Clint Eastwood fue alcalde. Guay, eh? Pero volviendo a Rebeca, esta película en la que todo el mundo esta UBER perturbado desde el bellísimo Laurence Olivier hasta la ama de llaves, que lleva escrito: LOCA en la frente si te fijas bien. Joan, siempre fue feuca, que le vamos a hacer. 



No es Joan, no, aunque podría serlo. 

¿Loca? ¿Quién?

Veronica Lake en Me casé con una bruja. Cuenta la leyenda, que cuando Veronica se hizo über famosa, bueno, más bien su peinado, como le pasaría a Rachel décadas después, se comenta que todas las señoras lo llevaban, así p'al ladito. Pues bien, resulta que era la época esa de que las señoras trabajaban en las fábricas y las cadenas de montaje por la inserción o la guerra o vete tú a saber. Pues bien, se comenta que se tuvo que prohibir ese peinado porque se quedaban enganchadas las melenas en las maquinarias y se montaba allí la de San Quintín. Un tema todo. Pues eso, que en esta peli es la primera vez que se pone ese pelo y, ala, a medrar. Destacar que nadie quería trabajar con ella y que el actor protagonista de esta cinta, llamaba a la peli: I married a bicth. Y canta. Nadie se aburrió tanto como ella durante la escena.




Peekaboo realness


Elizabeth en Cleopatra. También se ha hablado hasta la extenuación de la belleza exótica de la Lizzz. Aquí también seguro. Pero esta película, ultra larga y quizás un poco aburrida, a mi me encanta solo la escena del baño. El auténtico baño de Cleopatra. Ella sale directamente en bolas con una gasa testimonial y nada dice nada... Sin censuras ni leches. Era Hollywood y a ella le regalan joyas como cabezas de ajo. 



¿Peluca? ¿Cual peluca?


Kim Novak en Me enamoré de una bruja. Belleza rutilante de la época, las pasó canutas pa que la gente la tomara en serio en esto de ser actriz. De hecho, se pagó ella los estudios de interpretación porque el estudio, Columbia, no quiso pagarle. Pero, ella, que sabía que era artista, pues hizo su primera peli y lo hizo regu, pero su belleza hizo el resto. Al público le fascinó su porte regio y su mirada felina, por eso fue la candidata perfecta para esta película, una bruja que comparte protagonismo con un gato. Una mezcla de Embrujada y Sabrina, cosas de brujas. Ambas, creadas a partir de esta peli, por cierto. 





Katherine en La fiera de mi niña. Katherine es una de esas estrellas rotundas, como Susan Sarandon, como Meryl, como Florinda Chico... que llenan la pantalla. Da igual lo que hagan. Da igual el papel. Siempre brillan. Siempre flotan en la escena. Eclipsan y completan al galán a partes iguales. En esta ocasión, Cary Grant, aparte de guapísimo, forma la pareja perfecta para la loca protagonista que tiene un leopardo de mascota "Baby". Aprended modernas.


El lookie del velito es un delirio. FAN!




Yma Sumac en El secreto de los Incas. Bien podría ser, como se ha dicho, el germen de Indiana Jones, de hecho, Charlon, el prota de esta cinta, lleva prácticamente el mismo look que 20 años después luciera Harrison. A ambos le quedan fetén y ambos están cañón.


Pero, me desvío. No quiero hablar de Nicole Maurey, la que se supone es la dama de la peli sino de Yma Sumac. Sí, La casa azul le dedicó una canción y así salto al gran público. Ella decía que era una auténtica princesa Inca, lo que le valió una gran popularidad en los USA, ya que se pirran por los nobles. Aunque sean latinos. Total, que esta es la primera peli de Zoila Augusta Emperatriz Chávarri del Castillo, un nombre tan fascinante como su voz que llegaba a abarcar casi a las cuatro octavas. Mariah llega a las 5. Un tema todo. La peli en cuestión es una peli de aventuras arqueológicas, mezcla de Indiana y la Momia. Con un poco de trasfondo moral del ladrón que se redime por el amor de una bella joven. El final, abrupto como muchas de esta época. Parece que se cansaron de rodar y dijeron... ea, ya. Para y pon el rotulo de The End. No lo ves venir.

INCA'S MISTERY LOOKING STRAVAGANZA


Who´s your princess? RULE IT GUUUURL!

RuPaul, is that chu?